Por Luis Ortiz

El  pastor evangelista,José Luis Silva, presidente de Ministerio millones de Biblias Para el Mundo ve con buenos ojos que en el puerto de Veracruz ya no existan restricciónes  porque ya le faltaba trabajar al pueblo.

Pero enfatizó que es necesario tener el apoyo de los tres niveles de gobierno para que los empresarios puedan salir avantes.

“Se necesita trabajo y que venga una derrama económica y que los gobiernos apoyen a nuestro Veracruz para que la gente, los pequeños, los medianos y grandes empresarios puedan moverse, hay que empresarios que ya no pudieron apoyar a su gente”.