Hay alumnos de secundaria y preparatoria que acuden a clases bajo los influjos de la mariguana. Profesores han identificado a estudiantes que llegan drogados, situación expuesta a los padres quienes aceptan la adicción de sus hijos y son canalizados al Centro de Integración Juvenil. Jorge Ávalos Castelán, director regional del organismo, expuso que algunas de las instituciones educativas de la zona conurbada han solicitado el apoyo de la dependencia, para que estos alumnos reciban un tratamiento. Dentro del referido espacio se atiende a pacientes, de los cuales casi un 30 por ciento son menores de edad. En lo que va del año han detectado que un 50 por ciento de los jóvenes, por curiosidad, experimentan con algún tipo de droga.
A las escuelas que han pedido el apoyo de la dependencia, se les ha respaldado recibiendo a los jóvenes que han aceptado ser consumidores, brindándoles el tratamiento y éstos han señalado que lograron adquirir mariguana o alguna otra droga sintética a través de las redes sociales. “Hemos tenido casos de estudiantes de secundaria y preparatoria que llegan a la escuela después de haber consumido mariguana, los detectan los maestros y se les llama a sus padres, quienes en algunos casos dicen estar conscientes de la situación y piden apoyo para que sus hijos sean tratados, es ahí donde acude el Centro de Integración Juvenil”, enfatizó, aunque no especificó el número de casos que se han descubierto a la fecha. Avalos Castelán dijo que la institución tiene detectadas cerca de 20 colonias de la zona conurbada que son de alto riesgo, ante el elevado número de casos de personas adictas a las drogas.

Que Noticia